A lo mejor tenemos suerte…

Últimamente ya ni me enfado, porque, bien pensado, quizá ya no tengamos remedio. Dejó la dictadura unas estructuras sin depurar, más una mentalidad, unos valores

Hachazo a la UNED

Las cacicadas como antaño se siguen produciendo y esto es la muestra más evidente de que nada o muy poco ha cambiado. Ya lo denunciara