El Albergue La Sabina de Fonz vuelve a estar repleto de actividad durante este mes de junio.

Por cuarto año consecutivo, Down Huesca está celebrando su campamento europeo de jóvenes llegados de Sicilia y Bulgaria, que van a compartir experiencias y realizar una convivencia durante una semana con los miembros de la asociación altoaragonesa.

Un total de 33 personas, entre muchachos con síndrome de Down y sus monitores, participan de esta edición –la cuarta para la Comunidad San Pío de Sicilia y la segunda para la Fundación Net de Bulgaria-. Ambas, como Down Huesca, trabajan con jóvenes con discapacidad intelectual.

El campamento Down de Fonz comenzó el lunes con las respectivas presentaciones de los grupos y por la tarde con la recepción en el Ayuntamiento de todos los asistentes. El alcalde Toño Ferrer recibió a los miembros de Down Huesca, asociación con la que el Ayuntamiento colabora desde que se inició el proyecto de crear el Albergue La Sabina, y a los grupos de Bulgaria e Italia que intercambiaron obsequios con el primer edil.

Posteriormente, tuvo lugar una exhibición de rugby a cargo del club Quebrantahuesos en el polideportivo municipal.

Los grupos italianos y búlgaros se mostraron ayer sorprendidos por “la amabilidad y el cariño con la que les estamos tratando; les hemos conquistado el corazón”, aseguraba el vicepresidente de Down Huesca y responsable del campamento Máximo López.
Con el grupo de Sicilia los lazos son más estrechos fruto de una relación mayor. Además del campamento en Fonz, varios jóvenes de Down Huesca viajaron a Italia, y recientemente tuvo lugar un intercambio de dos muchachas con síndrome de Down de Huesca en la Comunidad San Pío en Sicilia, así como dos chicas italianas con discapacidad intelectual visitaron en mayo la provincia para conocer el proyecto de vida independiente de la asociación.

Desde Down Huesca confían en que Bulgaria pueda acoger, bien sea en septiembre o ya el próximo año, un encuentro como el que se celebra cada verano en Fonz con el apoyo de la Unión Europea.

Los jóvenes se encuentran hoy disfrutando de un día de diversión en Port Aventura. Mañana en La Sabina tendrán sesiones de dibujo y cocina, y por la tarde habrá jotas a cargo de los Veteranos de Binéfar y una cena de hermandad. El viernes tendrá lugar una visita a Huesca para conocer los proyectos de inserción laboral en el restaurante Castillo de San Luis y en Eboca, así como Down Huesca mostrará su proyecto de educación infantil. El sábado será turno de ocio en la piscina de Fonz y de fiesta en La Sabina. Mientras que el domingo los muchachos partirán a sus respectivos hogares.

Visita institucional

El jueves por la tarde, el campamento de Fonz recibirá la visita de la consejera de Ciudadanía y Derechos Sociales del Gobierno de Aragón, María Victoria Broto, y la diputada provincial de Derechos Sociales, Susana Blanes, junto con el alcalde Toño Ferrer y miembros de la Corporación municipal.

Las autoridades visitarán las instalaciones del albergue La Sabina cuyas obras se encuentran muy avanzadas fruto de un taller de empleo concedido por el INAEM y que culminó el pasado 31 de mayo con el revestimiento con ladrillos de la planta baja y parte del tabicado de la estancia. Los trabajos no han parado gracias a la labor desinteresada de un grupo de padres de muchachos con síndrome de Down que trabajan los sábados en el centro. Por su parte, la Diputación Provincial de Huesca mantiene el compromiso de destinar 50.000 euros que permitirá hacer acopio de nuevo material y seguir con el proyecto para que esté terminado el próximo 2017, según los planes de Down Huesca.


0
0
0
s2sdefault

Con voz propia

Alcampell, Festa Major 2019