La Ejecutiva del PAR acuerda concurrir en coalición a las generales del 26-J para defender los intereses de Aragón en Madrid y participar de la estabilidad y gobernabilidad del Estado

El presidente del PAR, Arturo Aliaga, ha señalado que acudir a las generales en coalición con el Partido Popular con un programa conjunto que lleva “sello PAR” nos permite, sin perder ninguna de las dos fuerzas su identidad, “participar en la estabilidad y gobernabilidad del Estado” en estos momentos de dificultad e influir en las políticas que puedan afectar al territorio aragonés y a los aragoneses durante la próxima legislatura.

La Ejecutiva del Partido Aragonés (PAR) ha ratificado por mayoría reeditar el pacto electoral para concurrir con el Partido Popular a las próximas elecciones generales del 26 de junio para aportar mayor peso político de Aragón en Madrid y defender los intereses de Aragón y los aragoneses en todos aquellos asuntos cuyo debate tendrá lugar en la próxima legislatura. También para evitar que pueda ponerse en riesgo la consolidación de la recuperación económica, indispensable para el mantenimiento del bienestar, el modelo de Estado y la unidad territorial y para participar de la estabilidad y gobernabilidad del Estado.

El presidente del Partido Aragonés, Arturo Aliaga, ha señalado que acudir a las generales en coalición con un programa conjunto que lleva “sello PAR” nos permite, sin perder ninguna de las dos fuerzas su identidad, “participar en la estabilidad y gobernabilidad del Estado” en estos momentos de dificultad e influir en las políticas que puedan afectar.

Aliaga, durante las conversaciones mantenidas en los últimos días, ha arrancado al Partido Popular el compromiso de incluir en el acuerdo conjunto nuevos asuntos de verdadera importancia y trascendencia para los aragoneses como la línea férrea Teruel-Zaragoza, el mantenimiento del FITE y los programas Reindus. También la igualdad en los estratos de la PAC o la defensa de la minería, el desdoblamiento carretero de la N-II y la N-232, la autovía Lérida-Huesca-Pamplona, la defensa de los caudales ecológicos recogidos en el Plan Hidrológico del Ebro y, entre otros, la defensa de los bienes, del Estatuto, el derecho Foral e instituciones como el Justicia y las Cortes, la financiación autonómica y las políticas de bienestar.

 


0
0
0
s2sdefault